Vitamina Fútbol

6:30 a.m. en el municipio de Los Alcarrizos en las afueras de Santo Domingo, capital de la República Dominicana. Dentro del batey la Lechería, un barrio pobre acostumbrado a las drogas, la violencia y la prostitución, Altagracia despierta como por arte de magia siempre a la misma hora, quizás porque se ha acostumbrado a levantarse con el primer cantar de los gallos que corren sueltos entre las casas de hojalata.

Desayuna 100 gr de arroz blanco (350 kcal) que su madre, que ya se encuentra trabajando, le dejó preparado antes de irse. Camina 30 minutos por un camino a pleno sol para llegar a las canchas de fútbol dónde realiza sus entrenamientos dos mañanas a la semana, el resto de días trabaja en las labores de casa.

DSC_0044Su equipo de fútbol lleva el nombre de Café con Leche, asociación creada por unos jóvenes alemanes que decidieron ayudar a los niños de los barrios pobres a través de la práctica del fútbol. Hoy Altagracia está más motivada que nunca ya que estrena un equipaje de fútbol donado por el club Sankt Pauli de Hamburgo, un colaborador habitual del proyecto. Las botas de clavos se las entregó José, el director de la asociación, porque hasta el momento ella jugaba descalza.

A las 7 a.m. suena el iPhone 6 de Fernando en el penthouse más alto del Ensanche Naco, situado en el exclusivo centro de Santo Domingo. Fernando se levanta y se dirige a la cocina donde la nana le ha preparado un completísimo desayuno; un tazón de leche semidescremada con 50 gr de cereales reforzados con vitamina A, calcio y magnesio, un jugo de fruta natural y una napolitana de chocolate (600 kcal).

DSC_0106Vuelve al batey para asistir a la escuela. De no ser así no le permitirían formar parte del equipo de Café con Leche. Esta fue construida por las hermanas de la Sociedad del Santo Niño Jesús, que ayudan a los niños de estos barrios a través de la formación y educación, entre otras asignaturas la de mayor peso es la Biblia.

Fernando tiene preparada la maleta para ir al colegio juntamente con un sándwich y una batida de chocolate como desayuno (400 kcal), mientras el chofer lo está esperando en la puerta para llevarlo al Carol Morgan School, uno de los mejores colegios privados de la ciudad.

Finalizada su tarea en la escuela, Altagracia camina unos metros a través de un laberinto creado por la disposición de las casas que forman el batey. Ya en casa se dispone a preparar el almuerzo para ella y sus tres hermanos. El menú de hoy es 100 gr de arroz blanco con 25 gr de aguacate (400 kcal).

El chofer como de costumbre, espera en la puerta a que el chico y sus dos hermanos menores terminen sus clases. Linguini con tomate, pollo con papas fritas y de postre un helado de chinola (1000 kcal). La nana es una excelente cocinera y conoce lo que más le gusta a Fernando.

La joven coge el bulto y las botas de clavos e inicia su viaje al centro de Santo Domingo para realizar el entrenamiento de fútbol en la FCBEscola. Se trata de la escuela internacional que tiene el Fútbol Club Barcelona en Santo Domingo, donde los niños y niñas aprenden fútbol y valores con la ilusión de convertirse en el nuevo Leo Messi. La escuela cuenta con más de 500 jóvenes y siempre reserva plazas para pequeños sin recursos que comparten ese mismo sueño. Altagracia practica allí tres días a la semana ya que ha sido una de las elegidas para disfrutar de una beca. Junto a un monitor de Café con Leche cogen un taxi que les facilita la FCBEscola para llegar a las instalaciones en 30 minutos.

10940607_340586296127556_4595539835512625190_n

Llaman al timbre de la casa de Fernando. Es su profesora particular de francés, la señorita Margot Dumont que es natural de París y se dedica a enseñarle el idioma.

Al finalizar la clase, Fernando coge el bulto con su último modelo de botas Nike, un guineo (80 kcal), el termo de agua y sube al Porche Cayenne Blanco de su papá. Mientras el chofer conduce, él junto a sus hermanos menudos juegan a la Play Station 4 que tienen instalada detrás del asiento del conductor, así se les hacen más llevaderos los 30 minutos de viaje en pleno tapón hasta las canchas de entrenamiento.

Va a comenzar el entrenamiento. Altagracia y Fernando se encuentran junto a otros jóvenes en las instalaciones de la FCBEscola. Son compañeros de equipo y por cierto, muy buenos amigos. Acostumbran a emparejarse para realizar los ejercicios, tienen una conexión especial. Puede que se sientan cómodos compartiendo el entrenamiento porque muchas veces practican francés. Altagracia habla creol (idioma criollo hablado por los emigrantes haitianos en República Dominicana, basado en el francés pero mezclado con lenguas del África Occidental) y Fernando lo encuentra más divertido que escuchar a la refinada señorita Margot. Además Altagracia nunca se burla de la barriguita que tiene Fernando, no como otros compañeros de equipo… Quizás, toda está conexión se resume en que a Fernando le gusta un poquito Altagracia, aunque él todavía no se ha dado ni cuenta.

En los 5 minutos de camino a casa, esta vez sin tapón, a Fernando sólo le da tiempo de beberse una bebida isotónica para recuperar las sales minerales perdidas durante el esfuerzo físico que ha realizado. Llega a casa e inmediatamente después de cruzar la puerta, se le abre el apetito por el delicioso olor a pizza de salchicha y cebolla que viene desde el interior (850 kcal).

Culmina el día y a pesar de realizar las cinco ingestas alimentarias recomendadas por los expertos, las vitaminas extra y la recuperación de sales minerales, Fernando se siente exhausto. Desde la cama revisa su celular y termina de chatear con sus contactos de WhatsApp. Piensa en cómo le gustaría poder hablar con Altagracia antes de dormirse cada noche.

Lo que no sabe es que ella está dando las buenas noches a sus hermanos pequeños antes de cenar 100 gr de arroz blanco con habichuelas (450 kcal). Ha sido un día duro, como todos los días de su vida, pero antes de cerrar sus ojos cansados todavía tiene tiempo de recordar el entrenamiento con Fernando.

A las 6:30 del día siguiente vuelve empezar otro largo día para Altagracia. Pero lo afronta con toda la ilusión, hoy repite práctica en Café con Leche. Es paradójico que después de tanto esfuerzo sea el deporte lo que la mantiene en pie.

¿Será que su suplemento alimenticio principal es el fútbol?

9

 

Míriam Fernández Martínez

 

Artículo finalista en tercera posición de la 2ª edición del FUNICONCURSO “Publicación Solidaria”, pueden ver la entrevista en su website Entrevista tercer finalista Funiconcurso “Publicación Solidaria” Míriam Fernández.

 

Anuncios